Las frutas y verduras más adecuadas para tus zumos y smooties.

Los zumos y smooties han llegado a nuestras vidas para quedarse y, si pensabas que era una moda pasajera, va siendo hora de que te subas al carro y te equipes para poder contar con a mejor versión de la fruta y la verdura en tu propia casa.
Como no somos fans de las dietas extremas ni de las desintoxicaciones milagro, simplemente te vamos a contar las propiedades de las frutas y verduras más sabrosas que puedes emplear en cada caso y combinar para hacer tu vida un poco más saludable, tu dieta un poco más ligera y tu verano un poco más fresco.

Propiedades: las frutas y verduras más adecuadas para tus zumos y smooties y 3 consejos sobre las batidoras para realizarlos.

Limón

El limón: Fuente de vitamina C, ácido ascórbico y antioxidantes. Tiene propiedades diuréticas y un sabor amargo que contribuye a aportar frescor en todos los zumos.

naranja
La naranja: Fuente de vitamina C, posee una considerable cantidad de betacarotenos y de ácido fólico. Todas las frutas son fuente de fibra, pero en este caso, además de ese componente, el 86% de agua hacen de ella una fruta reina en el mundo de los zumos y muy beneficiosa a la hora de favorecer el movimiento intestinal.

Sandia
Sandía: Otra de las grandes amigas de tu batidora, dulce pero no muy azucarada y muy rica en jugo, lo que permite que sea la base perfecta para los smoothies que combinan verduras. Un 91% del contenido de la sandía es agua. Entre sus aportaciones, destaca un completo abanico de vitamina B: tiamina, riboflavina, niacina, ácido pantoténico y vitamina B6. También es fuente de calcio, fósforo y potasio. Tiene ligeras propiedades diuréticas.

Frutos rojos
Los arándanos y los frutos rojos. Son considerados un superalimento y unas de las frutas más de moda. Desde las fresas hasta las moras, pasando por las grosellas y los arándanos y endrinas. De su composición destacan los flavonoides y de sus efectos antioxidantes, que ayudan a mantener a raya los efectos de los radicales libres. En cuanto a sus propiedades, pueden ayudar como antiiflamatorios y en la mejora de la tensión arterial, entre otras cosas.

Pomelo

Pomelo. Como todos los cítricos destaca su aportación de vitamina C pero La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria también señala su utilidad como protector contra enfermedades cardiovasculares y tumores. El pomelo se asocia a las dietas para perder peso por su poder saciante, que deriva del sabor amargo de su pulpa, así como por sus cualidades diuréticas. Algunos nutricionistas recuerdan que perder peso no es sinónimo de dejar de retener líquidos, efecto principal del consumo de pomelo. Cada unidad tiene, aproximadamente, unas 40 calorías.

Manzana

Manzana: Rica en fibra, vitaminas A y C, hierro, calcio, magnesio, flavonoides y potasio. Es la más socorrida en todas las dietas por su capacidad para ayudar a metabolizar los lípidos, es decir, las grasas y por su moderada cantidad de azúcares que ayuda en el control de la presencia de azúcar en sangre.

Pera

Pera. Destaca por aportar ácido fólico, todas las variedades de vitamina B y por su alto contenido en fibra. Una pera puede tener 0,5 calorías por gramo de peso. Su poder es muy elevado y suele contener más azúcares que las manzanas.

Piña
Piña. Otro clásico del mundo de los zumos, por su cantidad de fibra y por la lmitada cantidad de calorías que aporta. En cuanto a los nutrientes, su composición es parecida a la de los cítricos, con grandes aportes de vitamina B y C. También es rica en potasio, magnesio, yodo, cobre y manganeso. Digestiva y diurética.

En lo referente a las verduras, incluirlas en los zumos es siempre una buena opción, pero debes calcular bien las cantidades y tener en cuenta que influyen en el sabor final del combinado, motivo por el que las proporciones son tan importantes.

Calabacín
Calabacín. Fuente de vitamina K, una cantidad moderada de carbohidratos de absorción lenta y de minerales. Se incluye en todas las dietas, salvo en las pobres en fibra, por su limitada cantidad de calorías, y contribuye de modo especial en las que tienen como objeto controlar a hipertensión y el colesterol.

Pepino
Pepino. De cada 100 gramos de pepino, apenas se extraen 15 calorías. Sus principales aportes son la vitamina C y las del grupo B, además de hierro y calcio. Se le asocia a mejoras en la piel, e incluso se usa crudo en mascarillas. Tiene un sabor muy característico, algo fuerte, pero esto contribuye a dar carácter a los platos elaborados con pepino y mejora el poder saciante de los mismos.

Tomate
Tomate. El gran aliado de la piel, con una pulpa muy líquida que se integra con facilidad en los smoothies. El tomate debe su coloración roja al licopeno, un antioxidante eficaz que se asocia a los beneficios en la prevención de determinados tipos de cáncer. La mayor parte de las sustancias beneficiosas se obtienen del consumo crudo y con piel. También son conocidos sus beneficios para la epidermis, al ser fuente de vitaminas A, C y K.

Zanahoria

Zanahoria. Aporta vitamina A, pero también B, C y D. Fuente de hierro y de betacarotenos. Muy dulce y especialmente agradecida en los zumos y triturados, ya que su sabor combina con casi todo. Baja en calorías y en azúcares.

Si vas a iniciarte en el mundo de los zumos y smooties caseros conviene que te asesores a la hora de equiparte. Por fortuna, el mercado está lleno de opciones que te permiten realizar batidos de muy alto nivel con una inversión moderada.

Batidora-vaso-Philips

Batidora de vaso Philips. Foto web Philips

Aquí tos tres consejos sobre la batidora ideal para realizar esta tarea.

1 De vaso. Nuestra conclusión como conocedores del mercado es la siguiente: Ni un robot multifunción, ni un licuadora pueden ser tan útiles a la hora de realizar este tipo de batidos como la batidora de vaso que, por algún motivo, está muy de moda en los últimos tiempos. Si optas por una batidora tradicional echarás de menos la capacidad de triturado fino de estos aparatos y también la utilidad de su jarra. Si te decantas por la licuadora tendrás un aparato aún más específico pero que filtra en exceso y tritura secuencialmente, es decir, que no te permitirá realizar las mezclas en el vaso de cristal.
2 Con revoluciones. No te cortes a la hora de elegir un aparato potente. Su uso es puntual, por lo que el gasto eléctrico nunca será exagerado. Sin embargo, a la hora de obtener triturados con una textura agradable, es muy importante contar con potencia. Muchos de los modelos actuales cuentan incluso con doble cuchilla. Así, aunque el batido contenga verduras crudas, apenas notarás espesor. Si además te gustan los granizados, asegúrate de que el modelo que elijas sirve para triturar hielo. Por ejemplo: La Batidora de vaso KENWOOD 1200W

batidora-de-vaso-kenwood-1200w-blm800wh
3 Fácil de limpiar. Si te has inclinado por una batidora de vaso en vez de una licuadora ya has ganado tiempo en limpiezas, pues las segundas incluyen filtros para separar la fibra, algo que tampoco ayuda demasiado a la hora de conservar los nutrientes. Nuestros modelos de batidora favoritos son los que se desmotan fácilmente y te ayudan a conservar el orden al ser de fácil limpieza. En especial, nos gustan aquellos en los que la jarra es versátil y se convierte en botella para llevarte el ‘smoothie’ y los que tienen piezas que caben en el lavavajillas.

 

 

1 comment on “Las frutas y verduras más adecuadas para tus zumos y smooties.”

  1. Waylon

    ¡Excelente! A pesar de haber muchas palabras lo he analizado de un tirón y he bajado a
    la zona de comentarios directamente para agradecerte esta
    entrada, impresionante ! Saludos

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Menú